• QUÉ DIFERENCIAS HAY ENTRE SEPARACIÓN Y DIVORCIO?

El divorcio disuelve el vínculo matrimonial, y la separación establece una suspensión de los efectos del matrimonio, pero sin disolverlo. A partir de la separación se aplica la separación de bienes, si bien este aspecto en Catalunya es poco relevante ya que el sistema económico matrimonial por defecto es la separación de bienes, luego en este aspecto no supone una gran diferencia. Desde el punto de vista práctico la separación no permite volver a casarse, y el divorcio sí.

La complejidad de los casos, la duración de los mismos y el coste, es exactamente el mismo para una separación o para un divorcio.

  • QUÉ DIFERENCIA SUPONE SI NO ESTAMOS CASADOS?

En este caso no se produce la disolución del vínculo matrimonial, pero el resto de los asuntos: hijos, custodias, pensiones, propiedades, etc., tienen exactamente el mismo tratamiento jurídico, tanto si hay matrimonio como si no lo hay. También en este caso la complejidad de los casos, la duración de los mismos y el coste, es exactamente el mismo tanto si se solicita el divorcio como si se trata de solicitud de medidas paterno filiales.

  • QUÉ CONSECUENCIAS TIENE SI UNO DE LOS DOS MIEMBROS DE LA PAREJA SALE DEL DOMICILIO FAMILIAR?

Con frecuencia en el momento en que la pareja decide dar por definitivamente terminada su relación consideran oportuno no continuar residiendo bajo el mismo techo. En este caso aquél miembro de la pareja que sale del domicilio no tiene necesariamente por qué perder derechos sobre el mismo, siempre que dicha salida se realice valorando todos los aspectos de la situación y comunicando dicha circunstancia de forma fehaciente. De todas formas se aconseja que antes de dar este paso, siempre que sea posible se consulte con el/la abogado/a que vaya a llevar el caso, a fin de hacerlo de la manera más adecuada y menos perjudicial.

  • QUIÉN TIENE DERECHO A QUEDARSE EN EL DOMICILIO FAMILIAR?

El principal elemento a tener en cuenta es si existen hijos menores, en cuyo caso aquel miembro de la pareja que asuma la guarda y custodia, normalmente será quien se quede en la vivienda familiar.

En el caso de una custodia compartida, y a falta de acuerdo entre las partes, se valorarán las circunstancias en la que queda cada una de las parte

  • CUSTODIA COMPARTIDA O A FAVOR DE UNO DE LOS CÓNYUGES?

En la actualidad los Tribunales son altamente favorables a otorgar la CUSTODIA COMPARTIDA siempre que se produzcan las circunstancias que permitan su desarrollo: cercanía geográfica y circunstancias de los progenitores. El principal obstáculo para este tipo de custodia es la existencia de hijos menores de muy corta edad, la distancia geográfica que haga inviable la aplicación de tal tipo de custodia, o circunstancias específicas de las partes.

  • UNA CUSTODIA COMPARTIDA SUPONE NO TENER OBLIGACIÓN DE PAGO DE PENSIÓN ALIMENTICIA?

No necesariamente. Incluso siendo de aplicación una CUSTODIA COMPARTIDA con una tenencia de los hijos equiparada entre ambos progenitores, el Tribunal puede considerar que uno de los cónyuges contribuya con una pensión alimenticia a favor de sus hijos, si existen importantes diferencias entre los ingresos de uno u otro progenitor.

  • HASTA CUÁNDO PERSISTE LA OBLIGACIÓN DE PAGO DE LA PENSIÓN ALIMENTICIAS?

La obligación de pago de la pensión alimenticia persiste hasta que los hijos son económicamente independientes. En este asunto, como casi en todos los temas, es necesario hacer una valoración de las circunstancias de cada caso, ya que en ocasiones es difícil establecer cuándo los hijos dejan definitivamente de estudiar o cuándo la percepción de ingresos es suficiente para que produzca la finalización de la obligación de pago de pensión

  • PUEDO MODIFICAR EL CONTENIDO DE UNA SENTENCIA Y CAMBIAR SU CONTENIDO?

SÍ, si se ha producido alguna modificación en las circunstancias de cualquiera de las partes es posible plantear una modificación del contenido de una Sentencia.

  • PODEMOS UTILIZAR LOS DOS MIEMBROS DE LA PAREJA EL MISMO ABOGADO PARA TRAMITAR EL DIVORCIO?

En el caso de que las partes ya estén previamente de acuerdo en los términos del acuerdo que desean adoptar, no hay ningún inconveniente en utilizar el mismo abogado/a y procurador/a. En estos casos la labor de la Letrada es fundamentalmente informadora para ambos miembros de la pareja, y es la propia pareja la que va adoptando los acuerdos que se recogerán en el Convenio.

En el caso de que existan importantes discrepancias es preferible que ambas partes designen un abogado/a de su confianza, a fin de que los Letrados puedan contactar y ver la posibilidad de alcanzar un acuerdo, o bien cada parte pueda preparar la mejor defensa de los intereses de su representado, a fin de defender los mismos ante el Tribunal.